jueves, 4 de junio de 2015

el señor Luis ( de flacos pareceres )









































Será porque en estos días apareciste desde la radio en una sucesión que tomo como un guiño.
Será porque hoy necesité recorrer estos santos lugares.
Será porque tan solo es.

Me crucé con el Flaco allá por el 68, y este evento cambió el curso de las cosas.
La música, las palabras y por sobre todo, su actitud lo transformaron  inmediatamente en una especie de hermano mayor a quien seguir, admirando su capacidad de fisurar la realidad para trascender.
Fui a verlo a todos lados, miles de veces, más que a ningún otro, compré todos sus discos, transitando sus complejas melodías y sus letras por momentos oníricas, por momentos indispensablemente terrenales. Festejando su humor bizarro y esa mezcla rara de pibe de barrio con poeta sofisticado hasta la infinitez.

Flaco, hoy ya no estás. No estás físicamente pero tan inmaterialmente incorporado a  esta idea de la búsqueda de un lugar en el mundo
Vos le pusiste música a este lugar, mi lugar. Vos me mostraste el complejo camino del no rendirse jamás. El camino de titilar como una supernova mensajera en algún remoto rincón del universo.

En estos raros andurriales en que nos movemos, entre el diseño y el arte, entre los objetos y los espacios, entre la luz y la sombra, entre la verdad y las mentiras, creo importante buscarse refugios que nos preserven de la mediocridad, donde reparar las imaginaciones avasalladas. Es una cuestión de supervivencia.

Como dice Fito Paez: …“Flaco, te imagino en otro lugar”…
Yo lo imagino a Luis armando un nuevo escenario, en algún mítico lugar, esperando a que se enciendan las luces para encender nuestras emociones con su desgarbada humanidad y su fina ropa blanca. Una vez más como el hermano mayor que te enseña a abrir el camino.

…” Y es que siempre estarás, siempre estarás en mí”…

Abrazo muy especial
Gustavo Barbosa

Para el señor Luis Alberto Spinetta, seguramente el hermano mayor de muchos como yo


Y gracias Guille Valentini & Cinerama por tan sentidas versiones!







7 comentarios:

  1. grande luis!
    sera por mi edad pero siempre lo pense como mi viejo, el viejo de todos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Perfecto Ezequiel. Casi un patriarcado.
      Abrazo!

      Eliminar
  2. "Creo importante buscarse refugios que nos preserven de la mediocridad, donde reparar las imaginaciones avasalladas. Es una cuestión de supervivencia"

    Iluminadas palabras. Un abrazo a todos!

    ResponderEliminar
  3. en mi vida siempre fue como el telón de fondo de vínculos bellos, mi hermano, mis hijos, mis amores, como cuando ese flaco se iba de este mundo y nosotros festejábamos casi sin saberlo con encuentros memorables, sanando nuestras heridas...
    besos en el recuerdo de este personaje tan presente siempre

    ResponderEliminar
  4. No puedo explicar la sensación de leer este blog y este posteo tan especial escuchando al mismo tiempo estas canciones que con tanto amor y respeto intentamos interpretar con Cinerama. Una experiencia, tan extraña como emocionante, más para la vitrina. Abrazos a todos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Guille, no puedo explicar la sensación de escuchar las bellas versiones que hicieron de los temas de Luis, un territorio que requiere amor y respeto como vos decís y una cuota de audacia enorme. Me llevaron a los momentos en el tiempo cuando las escuché por primera vez siendo como ustedes.
      Estamos empatados entonces-, Abrazo!

      Eliminar