viernes, 11 de mayo de 2018

parao






































La educación pública hilvana ciertos buenos pensamientos.
Nosotros, los que la constituimos, bien podemos dar fe.

Todos nosotros, estudiantes y docentes, somos los agentes del saber, más allá del conocimiento, mucho más allá. Porque en cada cara de susto, en cada sonrisa, en cada segundo de emoción está lo que nos aglutina, lo que nos convoca cada día para multiplicar y crecer.

Los que deciden cuanta maldita plata se dedica a la universidad pública no entienden este juego, ni nunca lo harán, porque lo miden en términos mezquinos. Yo puedo, vos...vos, no podés.

Este viernes no vamos a dar clase, este viernes nos plegamos al paro, pero este viernes vamos a estar más presentes que nunca. En cada segundo del silencio de los talleres vamos a dejar nuestro grito..."con los dientes pelaos"...como dice Rubén.

Que esta tradición democrática se manifieste cada día, cada vez.
Defendamos este nuestro lugar, de pie o paraos como dice la canción.

Abrazo
Gustavo Barbosa

fotografía: Beth Conklin

sábado, 5 de mayo de 2018

llega un día







































Hay momentos precisos,
pueden ser notorios o no.
Pueden ser sutiles o no.
Pueden ser o no ser, pero como el aire, nos tocan.

"No se puede tocar sin ser tocado..." es una frase que resuena constantemente en mis órganos culturales ( y en los físicos, también)

Si queremos mover las estructuras que se anquilosan por sus innatas cadencias, debemos pararnos con especial firmeza.

La tradición se parapeta en su trinchera y no suele ceder posiciones con amabilidad, el problema es que no puede enfocar en las nuevas miradas, prefiere descalificarlas.

Juntar las emociones con los saberes debiera ser algo natural, después de todo el cuerpo y el cerebro van de la mano.
Nuestras disciplinas son corporales y portan la emoción como una parte constituyente de nuestros haceres.

Mi mirada irá siempre en esa dirección, mis clases siempre bucearán en esos rincones, ya que seguramente a algún alma del auditorio le basten unas palabras provocadoras, más unas bellas imágenes, más la música justa, para que se despliegue su talento.

Abrazo
Gustavo Barbosa

gracias Sil, gracias Ren!

fotografía: Gérard Rancinan

lunes, 23 de abril de 2018

celebrar






































Hay momentos de extrema tensión en nuestros derroteros,
un poco por temor, un poco por reacciones algo alérgicas,
la realidad es que las más de las veces, nos cuesta sostener un estado de disfrute.

Exámenes, pruebas o todo aquello que nos expone, seguramente lo hace mucho más a nuestra propia debilidad, que a la real mirada de los otros.

Hay momentos de extrema concentración que merecen ser vividos con nuestra entera humanidad, allí y en el instante justo.

Los años enseñan un poco a mediar entre lo que nos pasa y lo que pasa.
A mantenernos entre un lado y el otro de nuestra piel, porque lo que pasa, pasa todo y a la vez.

Los concursos académicos responden a todas estas circunstancias y estados. 
Son constitutivos de los tiempos por venir, de los recambios generacionales, del devenir del conocimiento. Son hitos de considerable consistencia.

Estos días están teñidos de estas tensiones.
Pararse a decir lo que tenemos para decir es un momento por el que se trabaja con verdadera vocación, en ésta, nuestra querida educación pública y libre, en nuestra querida universidad.

Somos actores de estas celebraciones académicas y así las sostenemos, porque somos parte.
A celebrar pues, que hay mucho por hacer!

Abrazo
Gustavo Barbosa

fotografía: Ayan Villafuerte





martes, 17 de abril de 2018

rompecabezas




























Tocar y ser tocado.
Así transitamos la vida.

Enseñar y ser enseñado.
Así transcurrimos la vida.

El otro nos conforma mientras nosotros,a la vez, le damos consistencia.
Es interesante pensarnos hiper vinculados.
No somos un cuerpo encerrado por una epidermis, el otro nos toca, nos espacia, nos desestabiliza, nos tensa, nos interfiere.

Cada día nos ex-ponemos a ser parte de un complejo rompecabezas que se arma y desarma a la luz de los eventos. En el medio de esa maraña de factores somos tensantes y tensados a la vez, cada día, a cada momento.

Abrazo
Gustavo Barbosa

fotografía: Christophe Gilbert

jueves, 29 de marzo de 2018

hilvanes 2






































Semanas interesantes éstas en la Fadu,
semanas de encuentros, de re encuentros, 
semanas de cuentos, nuevos, inciertos, bellos, provocadores.

Primeros días en los cursos, primeros días en las cátedras que estrenan saberes y aprendizajes, como una unidad indisoluble. Todos enseñamos, todos aprendemos.

Semanas y segundos interesantes, hermosos, intensos.
El gigante, según palabras de Luis, se despereza y nos cobija, una vez más, como cada año, como cada vez.

Recibirlos, recibirnos, es parte de una inefable ceremonia que se renueva cada año, en cada segundo de estas interesantes semanas en la Fadu.

Nosotros, más grandes, podemos dar fe de la profundidad de estos renaceres. Cada año empezamos de nuevo y cada año podemos (debemos) hacer el relato de un crecimiento. Mínimo, enorme, no importa, todo es tan relativo.

Es tan emocionante sentirse en casa, es tan reconfortante saludar a cada paso de estos queridos pasillos. Es, así, consistente, como una agradable caricia.

La semana que se avecina será también interesante y por sobre todo, especial. Llegan los nuevos, los del CBC, con sus tímidos movimientos, con sus inquietudes o con sus desmadradas ansias. No importa, acá estamos, armados de abrazos para recibirlos, como cada año, como cada vez.

Bien venidos, bien parados. En la puerta, como siempre.

Gran abrazo
Gustavo Barbosa

fotografía: Federico Sciuca



domingo, 18 de marzo de 2018

hilvanes










Mañana nuestra querida facultad comienza un nuevo momento,
se renuevan las autoridades y más aún, se renuevan las ganas de transformar nuestro lugar.

Más allá de banderías, posicionamientos políticos o consuetudinarias enemistades, flota en el ambiente una sensación de pluralidad bien entendida.

El desafío está planteado. 

Todos somos parte, todos aportamos nuestro esfuerzo y nuestra vocación. Los miles que somos tenemos una fuerza magnífica, nuestro amor por la que hacemos y donde lo hacemos.

Brindo por un tiempo de hilvanar voluntades. Brindo desde la víspera, por un tiempo de buena y noble construcción!

para los que vayan viniendo

Abrazo
Gustavo Barbosa

fotografía: Randy Arisgado

lunes, 12 de marzo de 2018

músicas

























Unos y otros, así nos llevamos, de la mano o como sea, 
desde lejos o desde cerca, muy cerca de la piel, o como sea.
Cuando éramos niños la vida se dibujaba con lo que había a mano, con risas, con muchas más, con las ganas de lo por venir, así de simple. Cada día.

Empieza un nuevo curso, el 2018, nuestro décimo curso. Con risas y otras cualidades, con ganas y sin ellas, con ilusiones y con incertidumbres, con todo el equipaje, que otra cosa podría ser?

Cada uno de los que lleguen sabrá de que se trata al instante, no sé si es dibujar (no importa tanto), no sé si es pensar en Monge (uhh, amigo querido), no sé si es tan difícil, no sé y no importa tanto.

Veremos, aprenderemos, todos.
Todos, dije todos.

La vida cada vez parece más consistente, cada vez más constituyente.
Celebremos pues, que de eso se trata.

Empezamos a esperar a los que llegan, por lo que sea, por el destino, por algún designio, por que sí, no importa, porque acá estamos, en los talleres, con una sonrisa, como siempre.

La música nos hará pensar...

Abrazo
Gustavo Barbosa

Fotografía: Inés Madrazo Delgado